REPERTORIO SACRO

Stabat Mater de Giovanni Battista Pergolesi y Ave verum corpus de Franz Xaver Sussmayr. Orquesta y Coro Europa Concentus Musicus. Director: Mariano Rodríguez Saturio. Grabación en directo (1999). Edita: Parlamento de Cantabria, Santander, 2007.

La vida musical de Santander de los últimos años le debe mucho a Mariano Rodríguez Saturio y a esa determinación suya por llevar adelante proyectos como “Europa Concentus Musicus”, orquesta que este año cumple los veinte y que durante este tiempo ha sido para los cántabros lo más parecido a una formación profesional estable como la que Gustavo Moral reivindicaba para nuestra comunidad en el anterior número de QVORVM.
No sé si la publicación de este disco bajo el patrocinio del Parlamento de Cantabria viene a ser celebración de ese cumpleaños, pero no sería mala idea: alcanzar los veinte años de andadura en las condiciones que a esta orquesta le ha tocado vivir se antoja casi una hazaña, una gesta que no se entiende sin la figura de Mariano Rodríguez Saturio y ese empeño rayano en lo quijotesco que comparte con quienes procuran que la música culta pinte algo en la vida de todos nosotros.
En todo caso, el disco es una buena muestra de su quehacer durante estas dos décadas, pues por un lado abunda en el repertorio sacro que le es tan querido y por otro reúne una obra tan conocida como el Stabat Mater de Giovanni Battista Pergolesi y otra absolutamente desconocida: el Ave verum corpus de Franz Xaver Sussmayr, quien se reservó un lugar en la historia de la música al completar el Réquiem de Wolfgang Amadeus Mozart.
El Stabat Mater ocupa la mayor parte del lamentablemente breve disco (42’) y en él Rodríguez Saturio cuenta con la colaboración de dos voces que le han acompañado en anteriores ocasiones y que, además de empastar a la perfección, participan plenamente de la claridad y sobriedad de la batuta: Rosana Barrena y Marina Pardo. La primera, soprano afincada en Alemania, luce un timbre limpio y un vibrato muy expresivo que confiere una apreciable dosis de patetismo a sus intervenciones, mientras que la mezzosoprano cántabra exhibe el noble instrumento conocido y admirado por todos.
El Ave verum corpus que completa el disco constituye una rareza que conoce aquí su primera plasmación discográfica; la obra, impecablemente interpretada por el coro, es breve: no llega a los tres minutos de duración, pero es tiempo suficiente para apreciar su interesante escritura y advertir que, como Ricardo Hontañón apunta en las notas, se trata de “una pieza inspirada y, lógicamente, con influencias mozartianas”, aunque, como precisa el crítico, sus medios expresivos y dinámicos le acercan más al espíritu romántico.
La edición está muy cuidada: la toma sonora respeta la acústica reverberante de la iglesia de San Miguel de Camargo y el libreto, diseñado por Javier Lezaola, incluye los textos cantados en latín y las biografías de los intérpretes en castellano, inglés y alemán, aunque se echan en falta los nombres de los componentes de la orquesta. Un gran disco.

por DARÍO FERNÁNDEZ

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Todos en Cantabria y de manera en especial los que nos dedicamos a la música, sabemos los orígenes y la calidad de este personajillo, Mariano Rodriguez Saturio. Un pobrecillo que no fue capaz de terminar sus estudios Superiores de Música y vino a Cantabria a buscar trabajo. Al final se quedó de profesor de violín ya que no había otro.
En el tema personal - privado no vamos a entrar, pero no hay peor cosa que el que se aprovecha de los demás y luego sale del armario.
Abrir los ojos e investigar no comáis gato y peséis que es libre, aunque el gato os lo jure.

Revista de Cultura QVORVM dijo...

Pasaré su comentario al autor de la reseña, Darío Fernández, que es quien, en caso de considerarlo oportuno, debe contestar.
Un saludo.
(Por lo demás, sería conveniente que firmase usted con su nombre, dado que, como es sabido, no suelen publicarse en ninguna revista comentarios anónimos. Gracias).

marina dijo...

muchas gracias por las bonitas palabras, aunque debo decir que aún no he escuchado el disco ya que ni siquiera se me ha informado de la salida al mercado del mismo, grabado ya hace muchos años...

Michel Mañanes dijo...

Queridos lectores de Qvorum,

No hay cosa que más me indigne que los comentarios nefastos de gente anónima.

Tanto me escandaliza que soy capaz de defender hasta al enemigo ( este no es el caso)

Lo detesto. Es una actitud barrio bajera, cobarde, envidiosa. Es insidiosa. Es perversa. Es de los peor. Es repulsivo.

Cuando encima se hace en los términos que acabo de leer peor aún.

A la valentía, la nobleza y el señorío de los que salen con nombres y apellidos a defender, para bien o para mal, con razón o sin ella, algún tema sea del género que sea se antepone como perfecto elemento contrastante la bajeza, el repulsivo discurso del amargado, del frustrado, del acomplejado, del insecto inútil, incapaz e inepto como es el del anónimo.

Me dedico a la Música. Este anónimo se refiere a 'todos los que nos dedicamos a la música' y de ningun modo pienso como esta rata.

Los que trabajamos duro para lograr objetivos, los que conocemos el valor del trabajo y del esfuerzo, no podemos consentir que una serpiente de tan ridículo e insignificante calibre pretenda tener alguna influencia en nuestro entorno social.

Conozco a Mariano desde muy jóven. Como conocí a tantos otros músicos actuales de Cantabria. No es ni liebre ni gato, ni pretende vendernos gato por liebre. Se vende como Mariano Rodriguez Saturio. Eso es todo. Trabaja duro, es luchador y sus metas son elevadas y dignas.

Es un hombre que, salga de un armario o no, se viste por los piés. Es una persona que se merece todo el aprecio musical que debiera y desde luego todo el respeto.

Un hombre que lleva 20 años luchando como muy bien indicaba Darío Fernández para crear lo más parecido a una Orquesta en Cantabria.

Mariano Rodríguez Saturio es todo aquello que Ud.,anónimo, no será nunca en toda tu microscópica, absurda y desdichada vida.

Michel Mañanes

Jesús Carmona dijo...

Me alegra el reconocimiento del trabajo de Mariano Rguez. Saturio en la grabación de este repertorio vocal, coral, así como que la crítica de Darío Fdez. pase también a reconocer su dimensión de animador del panorama musical de Cantabria, un medio que está necesitado de una nobleza y calidad en el desarrollo de proyectos profesionales, vitales y humanos. Mariano Rodríguez Saturio ha desempeñado toda su trayectoria con entusiasmo, con honestidad, con derroche de facultades musicales, y el medio cultural de Cantabria, que se duele de una evidente precariedad en el ámbito de las formaciones instrumentales estables, así debe reconocérselo.

Esto pretende ser una brevísima valoración de lo que me sugiere la figura de Mariano Rodríguez Saturio a la altura de este abril de 2008, realizada desde un cierto distanciamiento objetivo, sin caer en excesivos personalismos que mi condición de músico, compañero de viaje de Mariano Rguez. Saturio en Cantabria, podría interponer con facilidad.

También con cierta objetividad, y con el distanciamiento ahora sí absolutamente provocado, buscando en definitiva la más básica de las higienes mentales, me resulta inaceptable el comentario que se publica, bajo la valiente etiqueta del anónimo, rebasando claramente los límites de la crítica al trabajo realizado, pues esta no se da, buscando deliberadamente, desde una cobardía radical, la descalificación sin tan siquiera esgrimir los motivos que llevan a ella. Si la sintaxis es deleznable, la semántica, el léxico de estos dos estomagantes párrafos sólo pueden tener la pretensión de pertenecer a una antología de sabandijas. Así es que, estés donde estés, necesitamos con urgencia tu nombre ...

Me llama la atención por otra parte que desde la propia Revista Qvorvm se despache el asunto con “un saludo”, un “gracias”, en fin, con una dosis prudente de asepsia lectora ... Si “no suelen publicarse en ninguna revista comentarios anónimos”, ¿por qué se han colado ahora estos? Y, ya que falló el filtro, ¿por qué llegan a aposentarse con tanta comodidad ...?

Es de agradecer que Michel Mañanes haga una defensa del todo necesaria, imprescindible, si aspiramos a desarrollar en Cantabria una vida musical de mayor envergadura profesional y ética.

Revista de Cultura QVORVM dijo...

Estimado Jesús:
Aparte de agradecer su intervención, paso a dar contestación a las alusiones sobre QVORVM que se desprenden de su comentario.
En primer lugar, hay que tener en cuenta que este no es un medio al uso, sino que en definitiva se trata de un blog. Es habitual en los blogs -aunque no siempre deseado- que se produzcan intervenciones anónimas o con pseudónimo, y de hecho tales intervenciones no suelen encubrir comentarios insultantes. A nivel personal mantengo otros cinco blogs además de este, y puedo asegurarle que recibo comentarios anónimos en excelente tono. Mi recomendación a todo el que participa en este foro, dado que es bitácora que a la vez tiene su reflejo en papel, como revista, es que se intente respetar la normativa de publicación en cualquier medio escrito (no obstante lo cual no exigimos nif ni correo electrónico, dado que ello supondría publicarlo en el comentario, y no parece conveniente).
La censura no entra todavía en los planes inmediatos de la Revista QVORVM, ni tampoco los malos modos. Somos de la opinión de que los comentarios se juzgan por sí mismos, por su contenido y tono. Si QVORVM no se hace responsable de las opiniones emitidas en los artículos que publica, mucho menos de los comentarios en torno a tales artículos. Dado que el comentario anónimo en cuestión era un tanto polémico, se lo remitimos inmediatameente al autor de la reseña, Darío Fernández, quien no le dio mayor importancia y prefirió no contestar. El Sr. Mañanes y usted han preferido hacerlo, y han encontrado este foro a su entera disposición. Cada quien debe encomendarse a sus tareas, y la nuestra es publicar y respetar las opiniones de nuestros lectores, estemos o no de acuerdo con ellas. Nos achaca usted el calificativo "prudente", y en efecto es lo que pretendemos ser, y esperamos seguir siéndolo.
Le reitero el agradecimiento por su intervención y le expreso, como al resto de lectores, nuestra sincera bienvenida, al tiempo que le animo a dejar comentarios en más entradas (de música o no). Sus opiniones son muy valiosas para nuestro trabajo.

Jesús Carmona dijo...

Gracias por vuestra respuesta a mis dudas en las que preguntaba cómo había llegado a reproducirse el primer comentario a la recensión de Darío Fernández. Veo que se ha optado por una rebaja total en los filtros de acceso al blog, y explicado así ni me parece criticable; como tampoco la solución, habitual también en otros blogs, que pone límite a intervenciones que entran en descalificaciones explicitas sin que se produzca una articulación mínima del discurso. Esta otra opción no me parece que en nada afecte a una actitud censora, sino a una búsqueda de un justo equilibrio en la responsabilidad moderadora que siempre supone la edición de opiniones. Que la “censura no entre en los planes inmediatos” de “Qvorvm” no me parece, afortunadamente, noticiable; valoro el proyecto de “Qvorvm” y le veo del todo alejado de esas actitudes, sigo con interés su crecimiento y leo con verdadero placer algunas de sus novedades (las últimas tiradas poemáticas de Ángel Sopeña, en el nº 3, las ensoñaciones que ha provocado nuestro mar en Guelbenzu o Merino), algunas de las vindicaciones que se reparten, en fin, desde vuestras páginas por unos y otros territorios.

Quizás sólo me queda decir que siento de veras que mi “irrupción” en este foro de “Qvorvm” haya sido provocado por un motivo que me parece, también después de estos breves párrafos de matización, del todo lamentable. Pero eso no me impide reconocer que el proyecto avanza firme, pujante, y alegrarme enormemente por ello.

Un saludo enteramente amistoso.

Revista de Cultura QVORVM dijo...

Se agradecen de nuevo sus estimulantes palabras, Jesús.
Un saludo afectuoso.

marina dijo...

totalmente de acuerdo contigo, michel. precisamente es gente que luche con entusiasmo por la música y los jóvenes músicos.
por cierto, necesitaría ponerme en contacto contigo para solventar una duda que albergo hace años...
marina pardo

Michel Mañanes dijo...

Hola Marina,

Gracias por tu apoyo. He intentado conocer tu e-mail a traves de internet y no lo he encontrado.

Te remitiría a mis páginas pero me pareció muy poco caballeroso y amistoso por mi parte.

Por lo tanto, Marina, cuando leas esto de nuevo sabrás que mi e-mail es: michel_mans@hotmail.com y que contestaré con mucho gusto a todas las dudas que puedas tener del pasado, presente y futuro...:-)

¿Se le puede negar algo a tan estupenda mezzo?

Abrazo afectuoso
Michel Mañanes

José Ramón Rioz Ruiz dijo...

Mariano Rodríguez Saturio lleva muchos años trabajando denodadamente en el mundo de la CREACION, haciendo MUSICA con sus jóvenes intérpretes, abordando repertorios verdaderamente comprometidos, en un esfuerzo continuo, dirigido a romper moldes y derribar fronteras, prendiendo el alma del cielo para asirlo en cada suspiro,... dándoles alas a la vida.
Sus orígenes y trayectoria son encomiables, y su calidad humana y artística - basadas en el respeto, el esfuerzo personal, la generosidad, la pasión por el arte,...- no sólo están fuera de toda duda, sino que, además, merecen el mayor reconocimento.
Felicito a Darío Fernández por la crítica que ha realizado en la revista QVORUM (cuya aparición nos mantiene, afortunadamente, expectantes por su direccíon, planteamiento y colaboraciones), en torno a la publicación discográfica del "Stabat Mater" de G. B.Pergolesi y el "Ave verum" de Fr. X. Sussmayer.
Finalmente, expreso mi profundo rechazo,- por cruel, inhumano y falso-, al comentario anónimo que cobárdemente se ha vertido en esta sección.

Luis Angel dijo...

Para tí cobarde anónimo.
Viernes 28 de Marzo de 2008 7:16 de la mañana. Este dato nos dice que eres una pesona de cierta edad posiblemente jubilado y con poca esperiencia en estos temas informáticos. No redactas bién por lo que se puede suponer que eres un mero aficionado a la música.
Es muy dificil que hayas colgado el veneno en otro sitio que no sea tu propia casa, dado lo intempestivo de la hora.
Te van a pillar. El proceso está en curso; es cuestión de tiempo.
A demás de no dormir bién, debes rezumar maldad para molestarte en apestarnos a todos con tus insidias abyectas. Es posible que alguna vez te reconozcamos simplemente por lo mal que hueles.

orfeo dijo...

Estoy de acuerdo con todos en que hay que respetar las forma y la educación. También me gustaría expresar mi opinión como aficionado a la música y contribuyente a la Hacienda cántabra: el Sr.Saturio me merece todos mis respetos como persona y como músico que intenta abrir sus caminos;está en su pleno derecho y es lo mejor para cualquier artista, mostrar lo que es capaz de hacer y que el público lo juzgue. Pero... no estoy en absoluto de acuerdo en que se haga una orquesta en Cantabria sin que se convoque un concurso-oposición libre y con un jurado independiente, de manera que accedan a las plazas de profesores los mejores músicos posibles,sean de donde sean,y así podamos tener una orquesta del mejor nivel posible, que sea un auténtico aliciente para los aficionados, para acudir a sus conciertos,y que sirva como acicate para el trabajo artístico y la mejora interpretativa de todos los ya músicos o que estén camino de ello.